Cómo impermeabilizar azoteas y terrazas

18 Jul Cómo impermeabilizar azoteas y terrazas

Aprender a impermeabilizar azoteas y terrazas nos permitirá evitar la degradación de los revestimientos (pintura, yeso…). La principal razón es la capacidad de absorción de estos materiales y las escasas posibilidades de adaptación del cemento en las junta de las piezas. Esto supone una degradación lenta pero constante de la terraza, la cual suele requerir un trabajo de impermeabilización, para evitar una aparición todavía mayor de hongos y microorganismos.

Para terminar definitivamente con este problema, deberás utilizar algún tipo de sistema de impermeabilización. Piensa que las humedades, además de ser antiestéticas, pueden resultar muy perjudiciales para las cubiertas y las paredes, así como para la propia salud.[/vc_column_text]

Impermeabilizar terrazas con fibra de vidrio

Hace unos años, para evitar la proliferación de hongos y microorganismos, se empleaban telas asfálticas difíciles de instalar y que requerían un mantenimiento periódico que evitase su rigidez paulatina y su rotura.

¿Y en la actualidad? Hoy día, los impermeabilizantes con fibra de vidrio son un producto mucho más completo y flexible que cuenta con múltiples ventajas.

impermeabilizar azoteas y terrazas

Ventajas de la fibra de vidrio

  • Es altamente resistente a los cambios de temperatura y a los fenómenos climatológicos extremos (lluvias fuertes, granizo…)
  • Es impermeable al agua, aunque permeable al vapor del agua para evitar condensación intersticial, frente a bruscas caídas de temperatura entre el interior y el exterior de la capa de impermeabilizante
  • Resistente a la alcalinidad del soporte
  • Fácil de mantener

Sobre estas premisas, impermeabilizar una terraza con un impermeabilizante con fibra de vidrio cuenta con una serie de ventajas con las que los métodos anteriores no pueden competir.

No obstante, para lograr un buen trabajo, también debemos tener presente que pueden ser necesarios otros tipos de tratamientos, como por ejemplo un tratamiento o limpieza antimusgo. Pero en este artículo nos centraremos, principalmente, en cómo impermeabilizar la terraza y las fases en las que esta operación se divide.

Cómo impermeabilizar una terraza

1. Antes de impermeabilizar: limpieza de las superficies

Si el problema en la terraza no solo atiende a grietas en la estructura, sino también a bacterias, musgo, hongos u otros microorganismos, un trabajo de limpieza antimusgo nos asegurará un acabado perfecto con una solución mezclada de agua y producto. Por el contrario, si el suelo no está afectado por microorganismos, pasaremos directamente a una limpieza con agua.

La limpieza con agua debe ser exhaustiva antes de pintar con el fin de asegurarnos que no queda polvo, tierra u otros elementos que pueden afectar negativamente al impermeabilizado con fibra de vidrio. Una vez limpia, dejaremos secar la superficie de forma natural, y una vez hecho esto, ya podremos empezar a trabajar.

2. Estudio detallado de muros, paredes, juntas y puntos clave de filtración

Antes de pintar la superficie horizontal, realizaremos un estudio detallado de los muros y las zonas que conectan pared o muros (vertical) con el suelo de la terraza (horizontal), pues son clave en casi todos los problemas, y requerirán un primer trabajo en juntas con el impermeabilizante.

Para juntas y grietas muy anchas, se recomienda utilizar un consolidador en el interior (que suele necesitar, aproximadamente, cuatro horas para secar) antes de ser rellenado con masilla con fibra de vidrio.

Asimismo, en proyectos muy degradados de obra vieja, probablemente sea necesario la eliminación y el vaciado de las juntas. Esto puede ser costoso en cuanto a tiempo y materiales, siendo bastante recomendable recurrir a profesionales de reformas. Antes de la aplicación del impermeabilizante, será necesaria la aplicación de fijador y masilla.

El uso de velo de fibra de vidrio para reforzar terrazas es algo, hoy día, cada vez más en desuso, si bien en zócalos y zonas conflictivas, tales como tuberías, puede ser una buena opción para reforzar los puntos más débiles de la estructura. Una vez las juntas más grandes estén preparadas, procederemos a pintar por zonas. En desagües y zonas intermedias (horizontal-vertical) daremos uso a la brocha junto al producto.

impermeabilizar azoteas y terrazas

3. Pintar el suelo con impermeabilizante

Para un trabajo de calidad, pintaremos el suelo con ayuda de un rodillo de pintura que nos facilitará la tarea. El impermeabilizante para terrazas y azoteas lo aplicaremos siempre por zonas, trabajando desde un lado y avanzando sin prisa hacia el otro extremo de la terraza. Si nos decidimos a usar velo de fibra en toda la terraza, tendremos presente que tendrá que pegarse al suelo siempre por saturación y cubrirse totalmente de impermeabilizante.

Antes de que el producto termine de adherirse, alrededor de unas 6 u 8 horas después, daremos una segunda pasada con el impermeabilizante con fibra de vidrio por toda la terraza, asegurándonos que el producto y el velo han quedado bien pegados a la misma.

En una gran mayoría de los casos, para conseguir óptimos resultados, se recomienda aplicar entre 1 y 3 capas de impermeabilizante. Si se aplica una segunda o tercera capa, lo mejor es hacerlo en diferentes sentidos, con el fin de aumentar la resistencia y prevenir el agrietamiento. Deberás tener en cuenta no pisar la superficie hasta que no esté completamente seca.

Consejos para impermeabilizar la terraza

Por último, si nos decidimos a impermeabilizar la terraza nosotros mismos, junto a todo lo anterior, también deberemos tener presente las siguientes recomendaciones:

  • Los fondos de la terraza deben estar secos y debemos tener la seguridad de que son fuertes y resistentes (sin polvo ni otras sustancias nocivas como la grasa)
  • El tiempo es algo básico. Nos aseguraremos de que no hace mucho calor (aparecerán burbujas en el impermeabilizado), ni demasiado frío o mal tiempo que pueda estropear la fijación del producto (lluvia, granizo, humedad…)
  • Tendremos en cuenta si el producto es monocapa o no, para dejar secar una capa y dar la siguiente o aplicarla sin que haya secado totalmente

¡Por lo demás, paciencia y a trabajar! Esperamos que te haya sido de utilidad y, si no tienes ganas de realizar todo ese trabajo, ya sabes que Reformador es tu empresa de reformas en Madrid.



O si lo prefieres, llama GRATIS al 900 901 077 y te ayudaremos con tu reforma