Reforma Integral de un Chalet en Navalcarnero

Vivienda

Chalet

Superficie

290 m2

Intervención

Integral

Localización

Este de Madrid

La Historia

Esta reforma integral que realizamos en un chalet en la población de Navalcarnero es un magnífico ejemplo de lo elegantes y espaciosas que quedan las viviendas utilizando el minimalismo como guía.

Se trata de una casa grande, en la que trataríamos de maximizar el espacio, y para ello por supuesto debíamos darle todo el protagonismo al rey de la amplitud y el minimalismo: el color blanco.

  • Dormitorio Navalcarnero 18
  • Dormitorio Navalcarnero 17
  • Armario Navalcarnero 16
  • Armario Navalcarnero 15
  • Aramario Navalcarnero 14
  • Lavabo Navalcarnero 13
  • Baño Navalcarnero 12
  • Baño Navalcarnero 1
  • Cuarto de baño Navalcarnero 10
  • Entrada Navalcarnero 9
  • Entrada Navalcarnero 8
  • Escaleras Navalcarnero 7
  • Salón Navalcarnero 6
  • Salón Navalcarnero 5
  • Salón Navalcarnero 4
  • Baño Navalcarnero 3
  • Lavabo Navalcarnero 3
  • Cocina Navalcarnero 2
  • Cocina Navalcarnero 1
  • Aseo Navalcarnero 19


La solución

Así, en la planta inferior destacan tanto la cocina como el baño de servicio, en los que se ha buscado un look total white. En la cocina el mobiliario lleva todo el peso: en el servicio es la baldosa cerámica de imitación ladrillo en blanco brillante.

Los suelos en esta planta son limpios, de cemento gris claro para proporcionar un espacio liso ininterrumpido, donde cada pequeño detalle cobrará una especial relevancia.

La planta superior corresponde a los dormitorios, y para diferenciarla de la inferior la dotamos de suelos de parquet en madera más oscura, que le da más calidez al ambiente sin renunciar al estilo guía. Aquí los elementos de color se multiplican: los muebles, las sillas, un tramo de pared, o el mueble del baño independiente giran hacia el marrón y el gris que se integran de maravilla en el aire minimalista. Pero lo más destacable de esta planta es el dormitorio principal y su baño en suite.

Paradójicamente en una casa tan grande, este dormitorio y el baño quedaban pequeños y cerrados, comparados con los espacios amplios generales. Lo que hicimos fue tirar una de las paredes del baño y sustituirla por una pared de cristal, que cada vez se ponen más de moda en dormitorios tanto de hoteles como de particulares.

Este elemento no sólo añade un sugerente punto de intra-intimidad a la pareja, sino que aligera el espacio haciendo que visualmente sea sólo uno.

¿Te imaginas soluciones así para tu vivienda? ¿O estás pensando en algo completamente diferente? ¡Pues cuéntanoslo y veamos cómo hacerlo realidad!

O si lo prefieres, llama GRATIS al 900 901 077 y te ayudaremos con tu reforma